Edward Snowden revela información clasificada en relación al avistamiento de OVNIS

Los OVNIS, que como todos sabemos son Objetos Voladores No Identificados, o UFOS, por sus siglas en inglés, no tienen por qué hacer referencia a alienígenas o platillos volantes, sin embargo, en las conversaciones a pie de calle, unos y otros son lo mismo. Cuando se habla de OVNIS se piensa, indefectiblemente, en platillos volantes, y, aquellos con más cultura cinematográfica, en las invasiones al estilo de Invasores de Marte (1953), o la Guerra de los Mundos, de Herbert George Wells (1898). Sea como fuere es un tema que fascina, y del que nadie duda que los diferentes gobiernos nos ocultan todo tipo de información. Es por eso que, cuando algún díscolo del calibre de Julian Assange o Edward Snowden, hablan de tirar de la manta, estemos todos pegados a las noticias a ver si nos enteramos de algo. De momento seguimos con las especulaciones y los rumores, como siempre, y esta vez le toca protagonizarlos a Edward Snowden.

Las últimas semanas han venido calentitas ante lo que ya es de por sí un fenómeno cíclico, el misterio ovni, al igual que otros muchos, como los zombies, o las leyendas urbanas tal que Polybius, por ejemplo. Primero fue el ex ministro de defensa de Canadá quien, no se sabe si en un arranque de sinceridad, o de existencial búsqueda de protagonismo, nos proporcionó unas declaraciones asombrosas como poco, más teniendo en cuenta que este señor no era un visionario de los que nos encontramos a la vuelta de la esquina, sino alguien que formó gobierno, y que tuvo a su cargo una de las carteras ministeriales más importantes a los efectos que estamos tratando.

Paul Hellyer, que así se llama el ex ministro de defensa de Canadá, declaró en una entrevista para la televisión rusa (SophieCo) que los Ovnis sí que existen, y que en efecto están perfectamente identificados como naves espaciales extraterrestres. Incluso añadió que no se trataban de visitas eventuales llegadas desde el espacio exterior, sino que los extraterrestres llevan años conviviendo entre nosotros, y que al menos se conocen 80 especies diferentes. También destacó la importancia de dejarlos hacer, y no meterse con ellos. “Si derribásemos una de sus naves, provocaríamos una guerra interestelar que acabaría con nosotros”; dijo.

Por si todo esto fuese poco, ahora salen por doquier declaraciones de Edward Snowden, que no hacen otra cosa más que echar leña al fuego. Probablemente muchas de estas declaraciones sean falsas, y nada tengan que ver con él, como es el caso de un medio de prensa Iraní (Fars News), que publicó una inquietante información acerca de cómo los extraterrestres tomaron parte en la segunda Guerra Mundial, proporcionando ayuda tecnológica a los nazis. Aunque a vista de los resultados, parece que no fue ni mucha, ni buena. Luego, una vez concluida la contienda, según el rotativo, ofrecieron sus servicios a la NSA, agencia estadounidense de inteligencia.

Edward Snowden, ex analista de la NSA, y que ha hecho públicos los documentos que demostraban el espionaje masivo que realizaba la agencia a lo largo y ancho de nuestro mundo conocido, habló ahora para el periódico The Guardian, acerca del fenómeno OVNI, y esta vez, al menos las fuentes sí son veraces (otra cosa es que lo sea la información). En dicha entrevista comentó como el gobierno estadounidense estaba muy preocupado por el futuro de la situación, cada vez más insostenible. Las naves espaciales que continuamente salen del fondo del mar, resultan demasiado evidentes como para mantener el engaño por más tiempo, y ellos lo saben. La agencia DARPA (Defense Advanced Research Projects Agency), trabaja a marchas forzadas en secreto en el estudio del fenómeno, pero son conscientes de que nada tienen que hacer contra ellos, pues la diferencia tecnológica es abismal. En la actualidad el único plan de contiengencia que se contempla es detonar armas nucleares en las profundidades del océano. Snowden, que se ha esparcido a gusto en la entrevista realizada, incluso comenta el conocido Proyecto Blue Beam, una de las teorías de la conspiración más controvertidas. Esta teoría que se sirve de los ataques de falsa bandera, habla de una falsa invasión extraterrestre con el objeto de crear un nuevo orden mundial y dominar el mundo. ¿Entonces en qué quedamos, los extraterrestres son reales y nos van a dar estopa, o serán la excusa para que el gobierno nos de estopa? Sea como sea, nos van a dar estopa.

Sea como fuere, me inclino más por la opción de que los alienígenas en efecto son reales, y que desde hace mucho tiempo conviven con nosotros. No hace falta remontarse al origen de los tiempos, ni a la antigüedad, ni a la interpretación de las sagradas escrituras, sino que desde hace relativamente poco se han producido diversos hechos más que misteriosos, y que nunca se ha querido esclarecer debidamente. Desde la conocida como Batalla de los Angeles, donde se libró un combate sobre el cielo de esta ciudad en el año 1942 contra fuerzas desconocidas, pasando por el Incidente Roswell en 1947, o el conocido como Pacto Presidencial Alienígena 10/206 (protocolo de actuación de 1954), hasta el supuesto asalto en agosto de 1979 a una de las bases subterráneas de Nuevo Méjico: La cámara de las pesadillas (nombre que le dieron en un documental que vi al respecto en Canal Historia, y que más bien parece el título de un relato pulp de los buenos), en las que alienígenas hacían experimentos con humanos con el permiso de agencias gubernamentales secretas a cambio de tecnología..., hasta muchas, muchas otras que podríamos citar, y que, sin pruebas fehacientes, seguirán siendo rumores y fantasía.

Ojalá que la próxima vez que alguien con conocimiento de causa tire de la manta, además de palabras, nos muestre alguna prueba tangible.

Fuente: Examiner.com

  • No se han encontrado comentarios