Agua en Marte

La NASA acaba de afirmarlo, pero esto ya lo sabíamos desde hace tiempo. Algunos incluso pensábamos venderla embotellada, ¡a ver quién se resiste a un buen negocio!

¡Tierra a la vista!, gritó el vigía de la carabela «La Pinta» el 12 de octubre de 1492, cuando Cristobal Colón descubrió América; una fecha ésta para la posteridad. De forma similar, a bombo y platillo, la NASA acaba de crear una nueva efeméride para que el 28 de septiembre sea recordado como el día en que gritó, no ya a los cuatro vientos, sino a internet de banda ancha, ¡AGUA A LA VISTA! Link noticia: NASA Confirms Evidence That Liquid Water Flows on Today’s Mars. Así pues, y como si de una productora de cine se tratase, la NASA incluso se permitió el lujo de advertirnos unos días antes que en dicha fecha haría una revelación que pasaría a la historia, y ante tanto «hype», y tanta foto filtrada, muchos esperábamos que nos aclarase qué demonios era aquel cangrejo que todos pudimos observar en una de ellas, pero no, lo que finalmente anunció es que Marte tiene agua, pero esto ya lo sabíamos todos. La rueda de prensa no hizo más que repetir las teorías que ya expuso en su día la propia NASA, el 6 de diciembre del 2006: NASA Images Suggest Water Still Flows in Brief Spurts on Mars.

Todo es una pantomima, y el espectador de a pie —algo así como un dummy—, el perfecto cómplice, solo que aún no está muy clara la finalidad de todo esto. Y además, al igual que en los viejos tiempos de la Guerra Fría y/o Carrera Espacial, también este día 28 salta a los medios una noticia rusa más vieja que las cintas de cassette. Dicha noticia, publicada por el Instituto de Investigación Espacial de la Academia de Ciencias de Rusia, titula: Desclasifican unas imágenes secretas del planeta Venus de hace 30 años (link a noticia original en ruso), donde hablan de unas imágenes en las que se podrían observar indicios de vida. Todo ello, junto con el aluvión de noticias de índole similar, como las de la sonda espacial New Horizon que unos meses atrás nos mostraba por primera vez una aproximación real a Plutón, o el hallazgo de lejanos planetas habitables, nos hace preguntarnos si en realidad no se estará preparando a la opinión pública para el primer contacto con una civilización alienígena.

Me fascina y entusiasma que se dediquen recursos a la exploración del espacio exterior, y ojalá algún día pudiese ir a bordo de alguna nave de exploración tipo Enterprise (STAR TREK), aunque por desgracia esto no será posible en mi generación, y probablemente ni siquiera en unas cuantas más. Sin embargo, lo que más rabia me da, aunque también es cierto que lo entiendo, es que nos ofrezcan información caducada y manipulada, solo para mantenernos boquiabiertos en algo así como un eterno cliffhanger. La noticia en cuestión no es la esperada, incluso diría que es un tanto decepcionante, pero una de dos, o la NASA está sin un duro y es capaz ya de vender a su madre al circo del pueblo con tal de recaudar fondos, o bien la noticia es otra, pero han de prepararnos para ella antes de soltarla de sopetón, y esa noticia no puede ser otra que el hallazgo de vida, vida en Marte que posiblemente nada tenga que ver con microbios o bacterias, sino algo más complejo desde un punto de vista evolutivo.

No existe planeta en la historia del cine y la literatura, más pulp que Marte, y si en este enigmático planeta, al que quizás debamos llamar Barsoom, habita John Carter, o se parece más a lo descrito por Edgar Rice Burroughs que a lo que nos cuentan en los libros escolares, es algo que seguro se sabe a ciencia cierta, pero desde luego no nos lo dirán. Una cosa está clara, si en Marte hay agua, y esta fluye tal como se anunció en la rueda de prensa del día 28 de septiembre, es que la temperatura de la superficie no puede ser tan extremadamente fría como se dice, pues estaría congelada. Las fotos que se aportan tampoco son concluyentes, sí resultan indicativas de que algo fluyen desde lo alto de las rocas, creando surcos hasta el fondo de los cráteres, pero al estar manipuladas las imágenes no podemos observar cómo y en donde desembocan, y si crean lagos o masas acuosas consistentes, pues al fin y al cabo parece todo un secarral tipo desierto.

No hay duda de que Marte tiene agua, y seguro que vida también. Recordemos una vez más el cangrejo primo alien abraza-caras al que cazaron en busca de consuelo, juerga o sustento para sus crías, justo cuando el objetivo de la cámara pasaba por allí. Pero claro, de esto siguen sin decir palabra. Quizás dentro de unos años se dignen a comentarlo.

El trasfondo de todo esto es la carrera espacial que nuevamente aflora, y es que el primero en llegar a Marte es quien cogerá el mejor sitio. Y no hablo de empresas del sector del agua mineral…, ya me imagino la marca / slogan Mars Mineral Water, un traguito más allá de las estrellas, sino por los recursos minerales que podría desestabilizar los mercados mundiales.

¿Por qué cae tanto el petróleo, el oro y las materias primas en general? ¿Y si Marte estuviese repleta de esto, o algo mucho más valioso y ya hay yacimientos explotándolo sin que lo sepamos? Obviamente Estados Unidos, China o Rusia, son los que cortaran el bacalao, y los americanos los primeros. Ojalá España tuviese la capacidad para desarrollar un programa espacial propio y apuntarse a dicha carrera, que de algo sabemos cuando se trata de descubrir un nuevo mundo. Ojalá… El problema es que aquí somos más de perder tiempo y dinero en otros menesteres...

Cangrejo cazado en marte del que nada se dice. Foto original de la Nasa: Cangrejo Alien Marciano.

  • No se han encontrado comentarios