Bitcoin sociedades distópicas

¿Qué es el bitcoin? ¿Comprar bitcoins? ¿Vender bitcoins? Se acerca el apocalipsis, y el bitcoin es la clave.

El bitcoin es una moneda digital que últimamente no deja de copar portadas de periódicos, y que a poco que investigues sobre ella, parece más propia de una sociedad distópica futurista, que de la propia realidad. Quizás, sea solo el principio, y pronto nos veremos inmersos en un terrible mundo dominado por bitcoins y despiadadas corporaciones. Ahora, en las líneas que siguen, le echaremos un vistazo a esta moneda: Bitcoin's Dystopian Future. Una moneda que nadie sabe hacia dónde va, pero que todo el mundo desea seguir.

Si algo nos ha demostrado la historia, sobre todo la financiera, es que el ser humano, desde un punto de vista social, tiene menos inteligencia que un mosquito. Recordemos el crack del 29, cuando según cuenta la anécdota, el propio Rockefeller deshizo sus posiciones en la bolsa justo después de que su limpiabotas se permitiese la osadía de recomendarle comprar estas o aquellas acciones. Invertir siguiendo el patrón de, si tú vas, yo también, no suele ser una buena idea. Y en el caso de los bitcoins, resulta difícil, por no decir imposible, encontrar una explicación, al menos desde el punto de vista de un profano. A mí personalmente me parecen billetes del monopoly, pero con la particularidad de que ni se ven, ni se tocan.

¿Alguien ha visto, o tocado alguna vez un bitcoin? ¿Por qué un bitcoin, a día de hoy, 28 de noviembre de 2013, vale mil dólares? ¿Por qué hace un año solo valía 10 dólares? ¿Qué es un bitcoin? La verdad, todavía no he encontrado a nadie capaz de explicármelo, al menos de una forma que lo entendiese. Dicen que son limitados, y que se crean mediante fórmulas matemáticas súper complejas, algo a lo que le llaman minar bitcoins. Si es que las explicaciones son incluso más apasionantes que el propio bitcoin. Recordemos que el principio máximo de toda inversión es comprender el negocio en el que inviertes, y difícil resulta justificar la compra de bitcoins cuando no sabes de donde vienen. Sí, de una fórmula matemática, y de unas extrañas minas virtuales. Pues vaya explicación. ¿Y si los ordenadores encargados de minar la moneda, se rebelan contra la humanidad?

Hace ya años que los gobiernos no pintan nada en la organización mundial, y sí las grandes empresas. Pero esto todavía se encuentra en una fase temprana de expansión, y todavía no lo suficientemente palpable. Aún existen los gobiernos, aunque cada vez pintan menos. Desde un punto de vista estrictamente financiero no tengo ni idea de si los bitcoins son o una una buena inversión, y tampoco me interesa. Lo más interesante de todo esto son sus implicaciones sociales, y cómo podemos enfocar esta moneda desde un punto de vista pulp.

Toda novela o película cyberpunk que se precie, desde Blade Runner hasta Matrix, necesita una moneda como ésta, aunque se le llame de otra forma. El bitcoin es y será la esencia de las nuevas distopias cyberpunk, y puedo que incluso el principio del apocalipsis. El punto de inflexión en el cual los gobiernos mundiales han de capitular, para que el mundo pase a ser dominado por las grandes corporaciones, los androides, y los visionarios, está cada vez más cerca. En ese mundo habrá nuevas monedas, y puede que el bitcoin esté llamado a ser una moneda subversiva. Y, por si no lo sabéis, en la cara oculta de La Luna llevan años minándolos con ordenadores super cuánticos, listos para inundar el mercado en cualquier momento. Esto me lo ha dicho un amigo mío, aspirante a presidente de nuevas corporaciones llamadas a dominar el mundo. Mientras tanto, el que quiera, que compre bitcoins, o litecoins, la otra moneda que ahora le hace competencia. ¿Por qué no se me ocurrirá a mí inventar este tipo de cosas?

Gente en la conversación

  • Invitado - Andres

    Monedas descentralizadas antes que "paises" descentralizados?
    Van a aparecer gremios que protegeran a sus filas de las garras de los gobiernos nacionales. Dos bandos, el ejercito de eeuu, que esta incluso del pueblo estadounidence; y los hackers por el otro, con su Dalai Lama encarnado por Assange, jaja.. ja... mierda, suena a chiste pero ya está sucediendo. Se viene la noche

  • Muy bueno Andrés, la verdad es que hay base ahí para escribir una buena historia de ficción pulp. Solo falta animarse